In LSD Veritas -

Benvinguts al meu racó.


Sé tu propia luz.

jueves, 29 de octubre de 2015

Reflexiones sobre los compañer@s detenidos en Catalunya.




Si alguna evidencia y conclusión podemos sacar de las detenciones que se realizaron ayer de los comp@ñeros que pertenecen al movimiento libertario, es la que nos dice que la Autoridad y al Estado Capitalista como su máximo garante ya no pueden ser respetadas en un mundo donde la violencia y el odio son los motores de la sociedad, la desidia de la inmensa mayoría de la sociedad provocada por el sistema de dominación es inducida por el modus vivendi actual. La lucha por la supervivencia se convierte en un religión que constantemente reproduce el sistema de dominación que tiene que aceptar el hombre para poder sobrevivir.

La cualidad que distingue a los compañer@s ayer detenidos del resto de la sociedad no es otra que el altruismo y fe en la que el cambio sí es posible, la lucha de los compañer@s no es por la supervivencia sino es la lucha por la libertad de todos los seres humanos que habitamos este planeta, el sistema de dominación no puede tolerar que otras personas lo dejen en evidencia y destruye cualquier iniciativa que intente subvertir el orden establecido, para eso dispone de todas las herramientas que tiene a su alcance y Sus leyes para imponer a sus súbditos las reglas y las normas que tienen que obedecer como buenos ciudadanos, sin duda vivimos tiempos difíciles y decadentes porque ya no se pone en cuestión al Estado como ente de poder en la que una élite de privilegiados decide la vida de casi toda la humanidad, la desobediencia como arma de lucha no se puede utilizar si el hombre medio es dependiente del sistema que lo esclaviza, su único fin es la supervivencia y se vale de todos los medios que le otorga el Estado para llevar a cabo unos propósitos previamente planificados por éste.

Lo que más me aterroriza en este caso ya no es la represión y la coerción que ejerce el Estado y el castigo que puedan conllevar los actos revolucionarios de los disidentes, sino el demofascismo imperante de la sociedad que no perdona en la mayoría de las ocasiones las conductas de los revolucionarios que intentan luchar y dejar en evidencia el sistema de dominación, para proponer otras vías de conducta en las relaciones sociales que supongan un cambio integral en el individuo y su forma de concebir el mundo y la realidad en la que vive para de este modo cambiar el sistema y otorgar la libertad individual y colectiva.

lunes, 26 de octubre de 2015

Trailer "On Nation (and other dogmas)" by Zaván






"Besos al Besòs". Revolta urbana Sant Adrià del Besòs. Barcelona , tardor 1990


L'última setmana d'octubre de 1990 es van produir diversos esdeveniments que resumien el que estava sent i seria encara més la política urbanística que aspirava a modificar de forma radical la forma urbana de Barcelona i, de passada, també la seva fisonomia social. En aquell moment donava inici la reforma de la reforma de Moll de la Fusta --la remodelació que adaptava els canvis en el front litoral de la ciutat al disseny del cinturó del litoral. S'iniciava l'enderrocament dels Baños San Miguel, els últims que quedaven després que les excavadores acabessin amb els de Drassanes i Sant Sebastià, a més d'amb els entranyables quiosquets de la Barceloneta, en un dels episodis que més clarament advertirien de la falta total de sensibilitat de les autoritats municipals en matèria de patrimoni històric i sentimental de la ciutat. També es presentava en públic el disseny del pont mòbil que uniria el Portal de la Pau amb el Moll d'Espanya i el centre comercial previst per a ell, el Maremàgnum. La Torre Mapfre i l'Hotel Arts continuaven creixent. El preu de l'habitatge no feia més que créixer i els propis pisos de la Vila Olímpica veien incrementar el seu valor, el que convertia el nou barri en un dels més cars de la ciutat i li permetia oferir-se al públic en clau d'exclusivitat.

El camí cap a la gran mutació urbana que havia de conèixer el sud de Barcelona de la mà de les Olimpíades i després del Fórum dels Cultures estava obert i s'antullava imparable. A la zona, la remodelació --llegeixi's destrucció-- de Poble Nou, el disseny del nou barri 22@ --destinat a la instal·lació d'hotels i empreses de noves tecnologies-- i l'aixecament d'altre barri de luxe --Diagonal Mar-- serien els pròxims passos. En aquell mateix moment, en la perifèria de la ciutat de desenvolupava altre tipus d'esdeveniments que desacatava les ordres d'entusiasme impartides a la ciutadania i desmentia el triomf de l'harmonia i el consens entre els destinataris dels plans urbanístics en marxa, és a dir els nous urbanitzats. En la veïna ciutat de Sant Adrià del Besòs i en un dels seus barris fronterers amb Barcelona, el Besòs --7.000 habitants, en el límit indistinguible amb el barri del mateix nom en la capital--, el dijous 26 d'octubre va tenir lloc el motí urbà més important que ha conegut el país des de la guerra civil. Tot començà a les 6 del matí del 25 d'octubre, quan els treballadors de l'empresa Gines Navarrès, S. A. instal·len, sota una forta protecció policial, les tanques que indiquen la ubicació d'unes obres immediates.

Els primers enfrontaments es produeïxen en aquest mateix moment, quan uns 400 veïns intenten impedir l'inici dels treballs, el que és impedit amb una càrrega policial. A la tarda 2.500 veïns es manifestes recorrent el barri i acaben topant també amb la policia. A partir d'aquí es van a repetir la mateixa lògica durant diversos dies: recorregut massiu pels carrers de la zona, amb una forta presència de dones que la premsa subralla i, immediatament, enfrontaments brutals amb la policia per part de grups de joves, llançament des de terrats i balconades de tot tipus d'objectes i substàncies contra les forces policials --salfumán, lleixiu, pots de conserves, maceras, fins i tot electrodomèstics i bombonas de butà--, ús d'armes de foc --es van trobar més de trenta casquillos de calibri Magnum 22 i 9 mil·límetres parabellum, disparats pels habitants contra la policia. Ja havia hagut disturbis en el barri pels mateixos motius, amb atacs contra la tanca que indicava el lloc de les obres, aixecament de barricades, xocs amb la policia. Van ser el 29 de gener i sobretot la nit del 7 de febrer de 1984, però amb una intensitat incomparable a la dels fets que se succeirien a la fi d'octubre de sis anys després.

Entre el 25 i el 30 d'aquell mes es van succeir greus desordres, protagonitzats per veïns de totes les edats que llançaven pedres, bengales i còctels molotov als mossos d'esquadra --la policia autonòmica catalana, que rebia allí el seu baptisme de foc com força antidisturbis--, incendiaven contenidors, impermeabilitzaven amb barricades els accessos al barri, al mateix temps que tancaven els col·legis i els establiments del barri. Un editorial de La Vanguardia batejava els fets com "la intifada del Besòs" (30 d'octubre). El conflicte es va desenvolupar al marge de l'associació de veïns institucionalitzada, i les negociacions posteriors les va assumir una comissió nomenada assembleàriament. El símbol de la lluita veïnal va ser la palmera solitària que obria l'ampli espai en el litigi, justament la qual donava nom al lloc: el Solar de la Palmera.








viernes, 23 de octubre de 2015

Los presos de Asturias: ¡Acusamos! - (1935)



                          LOS PRESOS DE ASTURIAS ¡ACUSAMOS! 1935


Histórico documento elaborado por los presos políticos asturianos en la Cárcel de Uviéu, en el que narran las torturas sufridas en los últimos meses de 1934 y primeros de 1935.
El original permaneció escondido y olvidado en un hórreo del concejo de Riosa durante tres cuartos de siglo.
A continuación transcribimos la introducción. Para leerlo completo:
PINCHAR EN EL ENLACE PARA VER EL HISTORICO DOCUMENTO:  

http://cosal.es/wordpress/wp-content/uploads/2015/10/Los-presos-de-Asturias-ACUSAMO-Desconocido.pdf


Los presos de Asturias ¡Acusamos!...(1935)

“Publicamos a continuación un documento sensacionalmente terrorífico.
Las páginas más escalofriantes de “El Jardín de los Suplicios” de Mirbeau no son nada más que una débil sombra al lado de lo que aquí se cuenta, de lo que aquí se dice, de lo que aquí se prueba.
No se trata de invenciones macabras hijas de una fantasía enfermiza a lo Edgard Poe, sino de hechos lacónicamente expuestos, con la frialdad de una noticia telegráfica.


Es la exposición breve, sumaria, de los crímenes cometidos en Asturias, con los presos revolucionarios.
No habla, describiendo la tragedia, un “espectador imparcial”. Hablan 547 presos que han podido salvarse -algunos de ellos momentáneamente, tan solo- de las sádicas torturas aplicadas especialmente por el comandante Doval, en las Adoratrices, y por el capitán Nilo Tello, en la Cárcel. Exponen lo que han visto, horrorizados, lo que han sentido en sus carnes desgarradas y maceradas, en sus articulaciones descoyuntadas, en sus huesos fracturados y molidos con las culatas de los fusiles.


Los presos de la Cárcel de Oviedo relatan lo que han hecho con ellos y lo realizado con aquellos otros que cayeron muertos, que no pudiendo resistir más se suicidaron o, en estado de locura, tuvieron que ser recluídos para siempre en el Manicomio.



El relato de este crimen jamás igualado culmina, llegando al paroxismo horripilante de la bestialidad más desenfrenada, en el asesinato en masa de los veintisiete presos que sacados, la noche del 24 al 25 de octubre de la Cárcel de Sama de Langreo, son apuñalados, mutilados, destrozados y luego enterrados, algunos con vida aún, en el lugar llamado la “Coraxona” de los montes de Carbayín.


En estas páginas sombrías de ‘torturas y suplicios no se hace hincapié en las fechorías del Tercio y Regulares, “los bravos soldados de la patria”, perpetradas en toda la región asturiana. Los asesinatos de hombres, mujeres, ancianos y niños, la violación de muchachas, los robos desenfrenados de aquellas hordas de forajidos que el gobierno de Lerroux-Gil Robles condujo a Asturias “para salvaguardar la civilización” no son señalados aquí. Los presos únicamente se refieren a lo que han hecho con ellos, a lo que se está haciendo todavía. Es una simple prueba testifical ante el Tribunal de la clase trabajadora de todo el mundo.


La represión llevada a cabo en Asturias supera a las mayores que recuerda la historia moderna. Ha ido más allá que la ferocidad de Mussolini e Hitler. Sólo puede ser parangonada, aunque quizá sea más intensa la española, a la que ejecutaron los sanguinarios Thiers y Gallifet cuando cayó la “Commune” de París. Thiers dió entonces la orden de que se “exterminara a los lobos, a las lobas y a los lobeznos”. Exactamente lo mismo que Lerroux y Gil Robles mandaron hacer en Asturias.


Después de las sangrientas jornadas de últimos de mayo de 1871, las hienas de la burguesía francesa paseaban por las calles de París, y con la contera de sus sombrillas arrancaban los ojos a los cadáveres de los heroicos “communards”.
La burguesía española ha llegado en su refinamiento y en su perversidad a más aún. La tarea de ensañarse con los cadáveres de los revolucionarios dejaron que lo efectuaran los legi-onarios y los moros. Ellos han caído, sádicamente, sobre los heridos y enfermos. Un periódico reaccionario de Madrid publicó, en enero el siguiente telegrama procedente de Oviedo, que luego a título de reproducción pudieron publicar algunos diarios de Madrid y Barcelona:
“Las damas católicas de Oviedo hemos creado un cuerpo de enfermeras para acabar con los heridos revolucionarios que se hallan en la Cárcel o en el Hospital. Para ello, o se equivocan los medicamentos o se ponen inyecciones con dosis elevadísimas”.
¿Es posible imaginar criminalidad mayor?

Cuando las primeras noticias del crimen permanente que el gobierno de Lerroux-Gil Robles comete en Asturias fueron publicadas por la prensa extranjera, las agencias oficiosas trataron de desmentir tal información. Sin embargo, posteriormente la verdad no ha podido ser ocultada.
El informe de Fernando de los Ríos, ex ministro de la República, que publicó “Le Populaire”, de París y reprodujo “Acción’, periódico del B.O.C., causó una sensación tan enorme que el Gobierno fué impotente para seguir silenciando lo ocurrido, y no tuvo más remedio que ordenar al Fiscal General de la República que hiciera las correspondientes averiguaciones.
Los presos de la Cárcel de Oviedo se apresuraron a mandar al Fiscal de la República el documento que sigue como un simple avance de lo que se ha hecho con los presos.


En las prisiones de Asturias y en las de todo el país hay miles y miles de presos sufriendo atrozmente los rigores de un régimen criminal que sintiéndose en estado agónico, hace esfuerzos inauditos para sobrevivirse torturando y asesinando sin cesar.
Los trabajadores de Cataluña, de España entera, emocionados, han visto el heroísmo de los trabajadores asturianos durante los días rojos de octubre y ven ahora sus sufrimientos atroces “.


La gloriosa COMMUNE asturiana es para todos los obreros una lección transcendental. Ha demostrado que cuando el proletariado está fuertemente unido es invencible. Si el Proletariado astur es martirizado se debe a que la clase trabajadora hispana no supo seguir su magnífico ejemplo, esto es, constituir una poderosa Alianza Obrera y luego combatir hasta triunfar.
Esta poderosa lección no puede, no debe ser olvidada. Precisa superar la situación actual para sacar a los camaradas presos de las garras de la justicia burguesa y para continuar la gesta de octubre hasta el triunfo definitivo, hasta la victoria de la segunda revolución que implante la dictadura del proletariado.”


LOS PRESOS DE ASTURIAS ¡¡¡ACUSAMOS…!!!
Cárcel Modelo de Oviedo, a 24 de enero de 1935

Fuente: http://puertoreal.cnt.es/es/denuncias-politica/5522-2015-10-08-07-07-37.html 

 http://cosal.es/los-presos-de-asturias-acusamos-1935/
 

domingo, 18 de octubre de 2015

Algunas reflexiones sobre la conciencia, el poder y el Estado.








Mas allá de los Estados y sus formas de gobierno, a mi modo de ver algo se nos escapa que no llegamos a comprender todavía en la psicología del hombre y su forma de concebir y ver la realidad del mundo, una confusión en los objetivos y fines de la existencia que nos ponen en un aprieto permanente, bajo este punto de vista el gobierno o manipulación ya sea por terceros o el Estado enmascara una debilidad o vulnerabilidad que existe en una inmensa mayoría de los hombres, algo que bien podría ser también una sugestión creada a partir de fuerzas coercitivas o formas de poder que menoscabaran la integridad del ser humano, de este modo se afianza por ejemplo la sociedad jerarquizada, es decir, las clases sociales y el interclasismo como voluntad de poder entre los hombres y el ejercicio de la autoridad como base fundamental de la organización social.

Resumiendo: una desintegración del ser humano creada por la coerción de la voluntad de poder, a través de la vulnerabilidad psicológica para destruir su confianza en si mismo y sus capacidades y habilidades creativas.




Las élites de poder potencian esas vulnerabilidades psicológicas en la sociedad sin apenas resistencia porque no hay conciencia individual ni tampoco colectiva. Si el hombre tuviera conciencia no se dejaría amedrentar ni manipular por terceros o agentes externos como la autoridad. En ese aspecto el pensamiento puede ser gobernado por un tercero porque sabe reconocer la conciencia que el dominado no percibe. La conciencia vendría a ser la voluntad de ser que derivaría en independencia y autonomía, el hombre sin conciencia siempre es dependiente y por eso no puede ser libre, su universo se circunscribe sólo en unas pautas marcadas por terceros y por ese motivo tampoco puede ofrecer respuestas significativas para salir del estado de dominación en el que se encuentra.


Si la conciencia como voluntad de ser no es percibida por el dominado y el dominador puede manipular al dominado es porque aquel tampoco tiene conciencia verdadera, su objetivo sólo es anular al prójimo para su interés mediante la creación por ejemplo de una imagen falsa, la conciencia es percibida por el dominador a partir de una imagen que se ha creado el de él mismo, y es cuando la autoridad aparece como un engaño, en el caso de los políticos su discurso es un engaño directamente o indirectamente en el transcurso del tiempo se acaba convirtiendo también en una mentira, es decir el dominador también se acaba convirtiendo en un ser dependiente, sin libertad, o con menos libertad si lo queremos comparar con la que tiene el dominado, de todos modos tampoco tiene una completa libertad.

De todo esto se deduce que el demofascismo como tal existe sobretodo en las sociedades occidentales como señala Pedro García Olivo, porque podría argumentarse también que el rol o la imagen que desempeña el dominado y el dominador se pueden intercambiar en cualquier momento y finalmente se acaban superponiendo obteniendo de este modo una conciencia falsa, es decir, el dominador y el dominado acaban por ser las dos caras de una misma moneda -conciencia falsa- que ellos mismos han creado.


Al final todo se reduce a una cuestión de "ser" o "no ser", ser para sobrevivir en la inmensa mayoría de las ocasiones como esclavo o condicionado por las circunstancias al no haberlas elegido y decidido entre otras cosas, o por otro lado no ser directamente con todo lo que ello implica y las consecuencias que se derivan. Si vamos a asumir un rol previamente planificado también vamos a tener que aceptar las reglas de juego impuestas, esto es de lógica y sentido común, nuestro destino está ya trazado de alguna manera, no hay escapatoria alguna del sistema de dominación.


miércoles, 14 de octubre de 2015

Anarquismo y lucha en los barrios. Autogestión y apoyo mutuo. Cultura, clase y conflicto (1898-1937)






Esta semana trataremos de recordar algunas de las tradiciones de la clase obrera que merecen ser revindicadas.


Hablaremos con el historiador Crhis Ealham . Autor del libro "La Lucha por Barcelona. Clase, cultura y conflicto. (1898-1937)". Junto a él viajaremos a los barrios obreros de la Barcelona del primer tercio del siglo XX, para encontraros con esas tradiciones basadas en la reciprocidad y el apoyo mutuo. Para encontrarnos con una cultura autónoma de protesta. Toda una serie de tradiciones y redes sociales antipoliciales y antiestatales, basadas en la autogestión y el apoyo mutuo.
Allí donde se integró el anarquismo, apoyándose en esas tradiciones, refinándolas. En unos barrios obreros con instituciones propias como ateneos, cooperativas, una prensa obrera, sindicatos, etc. Formándose una rica y combativa esfera pública proletaria. Todo con la lucha de fondo por el espacio público, por las calles.
 

La Linterna de Diogenes se emite todas las semanas en Irola Irratia, la radio libre de Bilbao
 


http://www.sindominio.net/irola/

Ramón Vila Capdevila por Imanol - Periodico Diagonal.



  Ramón Vila Capdevila, fotografiado por la policía francesa en 1949.

 

  Ramón Vila Capdevila “Passosllargs”, “Caracremada”, “Jabalí”, “Maroto” o “Lleig”, natural del pueblo prepirenaico de Peguera, nacido el 1 de abril de 1908, de profesión minero, que participó en la insurrección libertaria de Figols en 1932, de cuyo trabajo resultó su habilidad con la dinamita y otros explosivos, combatiente de la Columna de Hierro (hasta la militarización), por la que fue liberado del penal de San Miguel de los Reyes, condecorado en Francia como héroe de la resistencia aunque renunció a las medallas y posteriormente guía confederal, integrante de la partida de Massana y finalmente saboteador por su cuenta o en compañía de otro compañero que iba cambiando con los años. Entre los compañeros que trataban de seguir su larga zancada, encontramos a “el Gallego”, José García, Jesús Martínez Maluenda “el Maño”, Martí Mascort Busquets, “el Pernales” y Pedro Antonio Sánchez Martínez “Fechorías”.
  De su paso por tierras francesas sabemos que estuvo internado en los campos de San Cebrián y posteriormente en el de Argelers, del que huyó para incorporarse a las redes de evasión, entre otras conocemos su trabajo para la red Buckmaster,  fue capturado por los alemanes y encerrado durante unos cuantos meses en la ciudadela de Perpiñán, tras su liberación es incorporado a la organización Todt y llevado a trabajar a las minas de bauxita de Bedarius. A principios de 1944, nueva huida e integración, esta vez en la red Menessier, encargada de la recuperación de las armas que los aliados enviaban a la resistencia. En abril del mismo año se integra en la resistencia francesa, en los FTP del bosque de Rochechouart (Alta Viena) donde se le conoce bajo el nombre de "Capitán Raymond". Posteriormente, se integra en el libertario "batallón libertad", actuando en la poche de Royan y en la pointe de Grave hasta bien entrado 1945.
 

Grupos de resistentes, recogiendo los parachutajes enviados por los aliados.



  A partir del año 46 empieza a cruzar asiduamente la raya fronteriza, ya sea como guía, como compañero de Marcelino Massana o como experto saboteador. La primera referencia que nos llega es guiando al grupo del “Quico” hacia Barcelona en un trasporte de armas que tenía como colofón la eliminación de Eliseo Melís. El paso fronterizo lo realizaron el 21 de abril, cuatro días después, mientras se encontraban en Bañolas, fueron interceptados por una pareja de la guardia civil, la cosa se saldó con el guardia José Codón García muerto por un disparo realizado por Ramón. Ese mismo año también lo encontramos junto a Massana, atracando la empresa “Lignitos de Serchs”.
 

  Carta remitida por Ramón Vila a Josep Ester, el 24 de octubre de 1952.






 El año 47 empieza igual que acabó el anterior, con un atraco en marzo a la misma empresa, realizado por el mismo grupo. En mayo, 50 guerrilleros libertarios intentan acabar con la vida de Franco durante su visita a Cataluña, Ramón en labores de guía. Al final el intento se frustra al ser descubierto el grupo. A finales de año lo encontramos enseñando los caminos guerrilleros al que fue otro de los grandes guías confederales, Jesús Martínez “el Maño”.
  En las labores de guía, Ramón dejaba a los grupos en los alrededores de Sabadell, Terrassa, Sallent o Sant Vicenç de Castellet, nunca bajaba a Barcelona o se metía en sitios grandes donde pudiera ser reconocido por las quemaduras de su cara.
  Durante el año 48, mas concretamente en verano, vuelve a dar golpes con Massana y también realiza alguna voladura de torres de alta tensión. En julio de ese mismo año es detenido en Francia, en la base del “Tartás”, donde los gendarmes descubren un arsenal de la guerrilla, lo que mantuvo a Ramón dos meses tras las rejas en el país vecino. A finales de año, en compañía del “Pernales”, cuando se acercan a una masía en Santa Mª de Merlés para comprar víveres, son recibidos a tiros por la benemérita resultando Ramón herido en la cara y en el pecho (para este hecho, Juan Busquets lo data a finales del 48 y Josep Clara el 24 de febrero del 49).




   Mapa extraído del libro sobre Ramón Vila escrito por Josep Clara.
  En mayo del 49, divididos en varios grupos, realizan la voladura de 40 torres de alta tensión y de la línea férrea. El 4 de junio, la gendarmería vuelve a descubrir un nuevo arsenal en el mas Tartás, deteniendo a Manuel Sabaté, Helios Ziglioli y a Ramón Vila, condenando a este último a tres meses de prisión, siendo de dos meses la condena para los otros dos inculpados. Tras salir de prisión, en septiembre sirve nuevamente como guía para acercar al grupo de “los Primos” hasta Terrassa,  junto a él, los dos detenidos en la base francesa bajaban por primera vez a España para irse fogueando. Debido a un tiroteo durante el viaje, la guardia civil estaba en estado de alerta, lo que no solo impidió los presumibles sabotajes de la vuelta, sino que provocó que cayeran en una emboscada que causó la muerta de Helios, la detención de Manuel Sabaté y heridas a Ramón que tuvo que tirarse a un barranco para salvar la vida. A finales de diciembre acompaña a “los Maños” en lo que iba a ser el último viaje de este grupo, aprovechando el regreso para la voladura de dos torres en el término de Sant Vicenç de Castellet.
  En marzo del 50, voladura de una torre en Santa Mª d´Oló, otra en el término de Serchs y explosión en la vía férrea en las cercanías de Sant Vicenç de Castellet. El 11 de abril nueva detención en Francia por paso ilegal de fronteras y tenencia de armas por lo que será nuevamente condenado a tres meses de reclusión.
 
      La actividad favorita de Ramón, el sabotaje de líneas eléctricas.





 El 11 de febrero de 1951 nueva detención tras el asalto a un furgón postal de Lión realizada por un grupo anarquista y que desencadenó una gran represión sobre el movimiento libertario en el país vecino, aunque fue liberado 15 días mas tarde. El 17 de julio voladura de una torreta eléctrica en el Coll de Plana, el 26 del mismo mes tres torres afectadas cerca de Sant Vicenç de Castellet. El 4 de agosto tres torres afectadas y un tramo de la vía férrea entre Barcelona y Lérida. El 3 de octubre Ramón vuelve a cruzar la frontera, acompañado de Martí Mascort, José García y “el Gallego”, con la intención de realizar varios sabotajes e incluso la eliminación de un molinero de Berga por colaborar con la guardia civil. Atracaron el hostal Alfa en Figols el 15 de octubre, ese mismo día intentaron volar la vía férrea entre Guardiola y Figols, pero fallaron los explosivos. Tras comprobar que había mucho movimiento por parte de los civilones deciden  suspender los sabotajes momento que aprovecha Martí Mascort para separarse del grupo e ir a ver a su familia a Llagostera donde será detenido el día 25. Al día siguiente el resto del grupo realiza un asalto en Olvan, antes de regresar a la seguridad de la frontera. A finales de año, junto a Jesús Martínez y entre una gran nevada volvían a cruzar los Pirineos para recoger a Luís Agustín Vicente “Metralla”, fugado recientemente del castillo de Montjuic.
 
 La base guerrillera del Tartás, entre julio de 1948 y abril de 1950, Ramón fue detenido tres veces en ella por paso ilegal de fronteras,   tenencia  y deposito ilegal de armas de fuego.


Del año 52 solo sabemos de sus servicios de guía, entre otros a Edgar Rodríguez Zurbarán “Mejias Peña” (impresor de Solidaridad Obrera) y de su posible implicación en un atraco en Figols el 15 de mayo.
  Durante el verano del 53, la policía acusa a Ramón de los sabotajes de final de junio junto a Sant Vicenç de Castellet en conducciones eléctricas y otro al ferrocarril,  a principios de julio en las líneas de alta tensión de Gurb y Santa Mª del Estany  y 15 días mas tarde de las voladuras en las cercanías de Pont de Vilomara. El día 25 de ese mismo mes resulta muerta Dora Phoebe Peck, en la collada de Tosses, cerca de la frontera francesa, al ser detenido el coche donde viajaba con su marido resultando este herido y también es acusado Ramón, sin llegar a aclararse quién fue realmente el culpable de este hecho y en el que llegó a especularse con gran variedad se sospechosos.

Recorte del Paris-Presse del 1-8-1951, inculpando a Ramón Vila sobre el
                                asunto de la collada de Tosses.



  Entre 1954 y 1960, se desconoce si Ramón realizó algún tipo se sabotaje, pero en febrero de 1961 vuela las conducciones eléctricas en el término de Rajadell y después en Pla de Vilamajor. También puede estar Ramón involucrado en la muerte de Alfons Sansa que trata de detenerle porque estaba llevándose vino de su bodega y en la pelea recibe un disparo, hechos acaecidos el 6 de marzo.
  En julio de 1962 en compañía Pedro Antonio Sánchez Martínez “Fechorías”, cruzan la frontera por las cercanías de la Molina, bajando hasta el Término de Fonollosa y a fecha de 24 de julio, colocan cargas explosivas en tres torres que interrumpieron el servicio eléctrico entre Manresa y Sabadell. El día 28 son descubiertos por la guardia civil en las proximidades de Santa Mª de Marlés, los tirotean pero consiguen huir aunque se separan el uno de el otro. Pedro Sánchez volverá a ser sorprendido y tiroteado esa misma noche, logrando huir de nuevo, y teniendo otro encuentro el 1 de agosto de madrugada con el mismo resultado, pero una vez amaneció estando ya en el Término de Borredá fue finalmente detenido. Juzgado el 16 de octubre de 1962 fue condenado a 30 años de reclusión. Salió en libertad el 18 de abril de 1973.
 

Contenido de la mochila de Ramón, tras su muerte junto al mas la Creueta.


  Un año después, el 2 de agosto, esta vez en solitario, en las cercanías de Rajadell, elige tres torretas eléctricas en las que coloca los explosivos, que poco después detonarán, tumbando una de las torres y afectando a las otras dos. La guardia civil prepara un gran dispositivo para su detención, poco a poco, Ramón retorna hacia la frontera. Recién nacido el día 7 de agosto, junto a la casa de la Creu del Perelló, un caporal y dos números de la benemérita vieron la silueta de Ramón a la luz de la luna, dieron el “alto a la guardia civil” que fue contestado a tiros, pero esta vez la suerte no estuvo de su parte. Veinticuatro años después de acabada la guerra civil, moría con las armas en la mano el último guerrillero anarquista.
 

Cadáver de Ramón Vila Capdevila, tras el enfrentamiento con la guardia civil.
Fuentes: Ramón Vila, Caracremada, el darrer maqui català (Josep Clara), Marcel.lí Massana, l´home més buscat (Josep Clara), El maquis anarquista (Ferrán Sánchez), L´ombra del maquis (Jaume Serra), Los senderos de la libertad (Pons i Prades), Veinte años de prisión (Juan Busquets),  Sabaté  (Antonio Téllez), Ruta marzo 1980 (Pedro Flores) y http://losdelasierra.info/

       Recorte de prensa del 8-8-1963, referido a la muerte de Ramón Vila.



Fuente: https://www.diagonalperiodico.net/blogs/imanol/ramon-vila-capdevila.html

martes, 6 de octubre de 2015

Reflexión sobre la revolución.




La revolución nunca es un ideal, es por lo contrario llevar a la práctica unas convicciones que van más allá de las ideas.

Las ideas son un producto de la imaginación, son por decirlo de alguna manera abstracciones y pensamientos, nunca hechos en sí, las ideas dejan de serlo cuando se convierten en acciones